Sitio oficial
 

Declaración del Presidente Álvaro Uribe sobre la masacre de 12 indígenas awá

El Gobierno pidió a la Oficina del Alto Comisionado de las Naciones Unidas para los Derechos Humanos acompañar la misión investigativa de la masacre y el organismo aceptó dar ese acompañamiento. Por otra parte, el Ministro de Defensa buscará de inmediato el apoyo de una agencia internacional de investigación y de inteligencia para el total esclarecimiento de los hechos.

Bogotá, 26 ago (SP). La siguiente es la declaración del Presidente de la República, Álvaro Uribe Vélez, tras el Consejo de Seguridad celebrado este miércoles en la Casa de Nariño:

“Apreciados comunicadores: acabamos de concluir un Consejo de Seguridad después de los hechos que tanto nos afectan, del asesinato de 12 integrantes de la comunidad indígena awá en el departamento de Nariño.

 

El Presidente Uribe, acompañado del Ministro de Defensa, Gabriel Silva, y de los Altos Mandos Militares, deploró el asesinato de 12 indígenas de la comunidad  awá en Nariño, y anunció una misión investigativa para esclarecer los hechos, encabezada por la Unidad de Derechos Humanos de la Fiscalía, el CTI y la Dijin de la Policía. Agregó que la Oficina del Alto Comisionado para los Derechos Humanos de la ONU apoyará las labores de investigación. Foto: Felipe Ariza – SP.

Lo deploramos. Nos duele en el alma. Este asesinato ha afectado la vida de doce compatriotas, afecta nuestro propósito indeclinable de proteger a las comunidades indígenas.

Entre las víctimas hay cinco menores y un recién nacido. De acuerdo con las primeras informaciones, esta masacre ocurrió a 80 kilómetros aproximadamente del casco principal de Tumaco, en el resguardo indígena Gran Rosario.

Las primeras informaciones indican que los criminales lucían camuflado y asesinaron a la comunidad indígena con armas cortas.

La Gobernación de Nariño ha ofrecido una recompensa de 30 millones, que se suma a los 100 millones de recompensa que ha ofrecido el Ministerio de Defensa a los ciudadanos que con su información permitan, contribuyan al total esclarecimiento de los hechos, contribuyan a que podamos capturar a los criminales.

Se ha definido que la Unidad de Derechos Humanos de la Fiscalía, con el CTI (Cuerpo Técnico de Investigaciones), el apoyo de la Dijin, aboquen de inmediato esta investigación.

Hemos tomado unas decisiones que buscan crear toda la confianza y constituirlas en un sello de transparencia para las diferentes acciones de inteligencia y de investigación.

Primero, esta noche hemos pedido a la Oficina del Alto Comisionado para los Derechos Humanos, de las Naciones Unidas, que acompañe la misión investigativa encabezada por la Unidad de Derechos humanos, el CTI y la Dijin de la Policía.

La Oficina del Alto Comisionado ha aceptado dar ese acompañamiento. El señor Ministro de Defensa (Gabriel Silva) buscará de inmediato el apoyo de una agencia internacional de investigación y de inteligencia para que nos apoye en las labores de inteligencia y apoye a la Fiscalía General de la Nación en las labores investigativas que nos conduzcan al total esclarecimiento de los hechos.

Con el liderazgo del Ministerio de Defensa, se buscará darles toda la protección a los compatriotas que sobrevivieron a esta masacre.

Además, en la lucha que hemos tenido contra los criminales que operan en el área de Tumaco, nos vemos obligados a hacer una nueva revisión de cómo va esa tarea contra las diferentes organizaciones criminales que allí operan, y ajustar esa tarea.

Entre las informaciones que hemos recogido en el día de hoy aparece también una en el sentido de que en la zona donde sucedió la masacre hay cultivos de coca.

Deploramos muchísimo, nos duele muchísimo esta tragedia. Nosotros hemos estado en el propósito de construir total confianza entre las instituciones de la Nación. Nos parece de la mayor importancia avanzar en la construcción de confianza con las organizaciones indígenas y nos duele mucho que esto suceda.

Haremos todo lo que esté a nuestro alcance para que este hecho, que nos golpea profundamente, no afecte el proceso de construcción de esa confianza que requerimos”.


  Compartir