Sitio oficial
 

GRUPOS ARMADOS ILEGALES ATENTAN CONTRA LA EDUCACIÓN EN COLOMBIA

Denunció Ministro de Defensa

GRUPOS ARMADOS ILEGALES ATENTAN CONTRA LA EDUCACIÓN EN COLOMBIA

Bogotá, 17 feb (SNE). El ministro de Defensa, Jorge Alberto Uribe Echavarría, condenó enérgicamente las agresiones realizadas en los últimos días por grupos terroristas contra maestros en los departamentos de Antioquia y Caquetá.

Según fuentes oficiales, el ELN asesinó el pasado domingo, en zona rural de Remedios, departamento de Antioquia, a la educadora Janeth Socorro Vélez Galeano, de 26 años de edad, quien se encontraba secuestrada desde el pasado 4 de febrero.

Así mismo, autoridades civiles del departamento de Caquetá denunciaron que el grupo terrorista Farc ha realizado actos de intimidación en contra de varios docentes del departamento del Caquetá, concretamente en el corregimiento de Unión Peneya, municipio de Montañita, impidiendo el paso de 56 maestros a sus escuelas para comenzar a dictar sus clases formalmente. Como resultado de esta violación de los derechos fundamentales, 1.317 niños no están recibiendo educación en esa región, de acuerdo con un comunicado del Servicio de Información de la Defensa Nacional (Siden).

"Estos actos criminales atentan contra el desarrollo de los niños y jóvenes de nuestro país", afirmó el Ministro de Defensa, quien a su vez pidió a la Comunidad Internacional que demuestre su solidaridad con la población y condene a estos grupos terroristas y sus actos contra la sociedad civil.

"Cualquier apoyo que se les brinde, sea político o, peor aún, económico, afecta a la población civil colombiana, y como en este caso, contribuye a robarles a nuestros niños sus oportunidades para tener un futuro mejor", puntualizó Uribe Echavarría.

El titular de la cartera de Defensa recordó además que el objetivo principal de la política de Seguridad Democrática es proteger a toda la población y llevar la presencia de la Fuerza Pública y el Estado de Derecho a la totalidad del territorio nacional, gracias a lo cual se ha logrado una reducción del 48% en el número de asesinatos de maestros en Colombia entre 2002 y 2003, según cifras del Observatorio de Derechos Humanos.

Deja una respuesta