Sitio oficial
 

URIBE INVITA AL CONGRESO A TRAMITAR CON CELERIDAD PROYECTO DE REFORMA TRIBUTARIA

Palabras del Presidente de la República en macro-rueda de negocios Colombia-Estados Unidos-Canadá

URIBE INVITA AL CONGRESO A TRAMITAR CON CELERIDAD PROYECTO DE REFORMA TRIBUTARIA

Cartagena, 4 nov.- (CNE). El presidente de la República, Álvaro Uribe Vélez, invitó al Congreso de la República a tramitar con celeridad el proyecto de reforma tributaria que el Gobierno Nacional presentará a consideración del Legislativo, cuyo propósito es formalizar la economía, impulsar el crecimiento y generar empleo.

"Invito al Congreso a dar una señal contundente de que este país quiere transformarse. Esa reforma nos va a exigir sacrificios para resolver este problema fiscal, pero esa reforma también nos va a dar la oportunidad de estimular profundamente el crecimiento, el empleo, la unidad nacional", dijo.

El presidente Uribe habló así, durante la macro-rueda de negocios que se lleva a cabo en Cartagena, en la cual participan empresarios de Colombia, Estados Unidos y Canadá:

"Quiero dar a todos ustedes un saludo muy, muy afectuoso. Inmensa gratitud a Proexport, a su Presidente, a todos sus funcionarios, por este esfuerzo de imaginación y de trabajo.

Una bienvenida con toda la calidez a quienes han venido de diferentes países a participar en esta rueda. Colombia los acoge con los brazos abiertos. Los necesitamos. Una bienvenida a todos los empresarios colombianos que, animados para trabajar y generar empleo, se han hecho presentes.

De nuevo me refiero a aquellos que han venido a Colombia. Les ruego que cuando salgan de Colombia, al terminar esta rueda, no piensen solamente en las posibilidades de lo que acá puedan comprar, sino en el cumplimiento de un mandato que a cada uno quiero otorgar: que cada uno sea un embajador de Colombia. Que cada uno hable de este país. Que cada uno diga que este país tiene problemas, pero que este país tiene una gran clase empresarial. Que este país tiene un formidable sector de trabajadores. Que este país tiene una total determinación de superar problemas y de salir adelante.

Ustedes, amigos visitantes, serán nuestros embajadores para que esta Nación pueda acoger en el futuro más y más visitantes como ustedes.

Martes temprano, cuando empieza la jornada laboral en Colombia, yo no debería interrumpir esta reunión con un discurso, porque no son las palabras mías las que generan empleo, es el trabajo de ustedes. No es el discurso mío el que genera confianza, es el trabajo de ustedes. No es aquello que yo pueda decir esta mañana lo que nos va a sacar adelante, sino la persistencia de ustedes en el trabajo.

Déjenme simplemente recordar que tenemos un propósito: recuperar confianza en Colombia. Que la comunidad internacional pueda confiar en Colombia. Que los inversionistas puedan tener confianza para invertir en Colombia. Que los trabajadores puedan tener confianza para encontrar empleo en Colombia. Que las nuevas generaciones puedan tener la confianza de que en Colombia van a vivir con felicidad, para estudiar, para trabajar, para su realización material y para su realización espiritual.

Para conseguir confianza, tres caminitos convergentes: el caminito de la derrota del terrorismo, acompañado de la ampliación democrática. El caminito de la derrota de la politiquería y la corrupción, con persistencia, como tiene que ser. Y el caminito de la recuperación económica y de la recuperación social.

Por eso no puede haber descanso un solo minuto para sacar a Colombia, a través de estos tres caminitos, adelante. Todos ustedes son la parte sustancial de ese propósito. El Gobierno hará todos los esfuerzos que estén a nuestro alcance.

Quiero darles la seguridad de que en esos tres caminos vamos a persistir. La guerrilla dice: el Gobierno de Uribe se termina, no tiene plata para combatirnos.

Pero ellos ignoran dos cositas. Primero, que a este Gobierno le faltan casi tres años, que son seis: tres de día y tres de noche. Vamos a ver quién se cansa primero. Vamos a ver quién tiene más capacidad de dormir menos y de luchar más. E ignoran una cosita: que mientras hay unos terroristas en el monte viviendo de la droga, hay miles de empresarios colombianos generando empleo y riqueza, y dispuestos a pagar impuestos, exigiéndole, sí, al Gobierno transparencia.

No cuentan los terroristas con estas ventajas del pueblo colombiano. Yo veo esta tabla y me hago esta composición: integrando esta comunidad con un Estado que derrote corrupción, un Estado transparente, un Estado que entienda a los sectores productivos, que todos los días mejore, que supere obstáculos, no hay terrorismo que subsista. Lo vamos a derrotar. Y no perderemos ni un solo minuto en la lucha contra la corrupción y en la lucha contra la politiquería.

Ustedes saben que tenemos un problema fiscal delicado, pero lo vamos a resolver con la ayuda de Dios. Hasta la semana pasada, ustedes simplemente oyeron las noticias de nuevos impuestos.

Quiero anunciar a Colombia en esta macrorrueda que la Reforma Tributaria tiene un gran capítulo para formalizar la economía. Un gran capítulo para impulsar el crecimiento. Un gran capítulo para generar empleo.

De ese capítulo hacen parte tres medidas, que quedarán esta tarde presentadas a consideración del Congreso, dentro del conjunto normativo.

Primera medida: exención a las utilidades de las empresas, no repartidas, que éstas reinviertan, para darle un gran impulso al crecimiento y a la generación de empleo.

Segunda medida: devolución de dos puntos de IVA a quienes paguen con dinero plástico, para evitar evasión, para ampliar base de contribuyentes, para formalizar economía. Y para que eso sea equitativo se toman dos decisiones. Primero, la canasta queda exenta, y segundo, la adquisición de la tarjeta débito no costará, como tampoco costará su comisión de manejo.

Tercera medida: se propone la eliminación del impuesto que se cobra a los colombianos por los dineros que remesan del extranjero a nuestro país.

Entonces, repito, para impulsar el crecimiento de la economía y la generación de empleo, y que todo no sea simplemente más impuestos, tres medidas: exención tributaria a las utilidades no distribuidas, a las utilidades reinvertidas, para generar empleo y apoyar el crecimiento.

Segunda medida, un IVA más bajo, en dos puntos, para quienes compren a través de dinero plástico, a fin de formalizar economía, derrotar evasión. Con la garantía de que no se cobre ni la adquisición, ni el uso de la tarjeta débito.

Y tercera medida, eliminar el impuesto de remesas que pagan los colombianos desde el extranjero, por los dineros que remesan a Colombia.

Ningún escenario más propicio que este para hacer el anuncio de esas tres medidas, que hacen parte de nuestra reforma. La reforma que entrará esta tarde a consideración del Congreso.

Invito al Congreso a tramitarla con celeridad. Invito al Congreso a dar una señal contundente de que este país quiere transformarse. Esa reforma nos va a exigir sacrificios para resolver este problema fiscal, pero esa reforma también nos va a dar la oportunidad de estimular profundamente el crecimiento, el empleo, la unidad nacional.

Este discurso se va haciendo muy largo y es más productivo que ustedes dediquen estos minutos a trabajar.

Deja una respuesta