Sitio oficial
 

Vamos a marchar

Me encontré con una de mis vecinas a la salida del edificio de apartamentos donde paso algunas noches de reuniones o trasnochos en Medellín. Al encontrarnos me dijo, en forma de pregunta ¿vamos a marchar? Claro que vamos a marchar el dos de abril con todos los que queremos que esto cambie. Que Colombia vuelva por el rumbo que perdió, que volvamos por lo que añoramos y se nos ha quitado.

 

Vamos a marchar contra la entrega de la patria a unos terroristas que tanto daño han hecho.

 

Vamos a marchar para que de verdad haya un castigo a quienes han cometido crímenes de lesa humanidad.

 

Vamos a marchar para que no se les entregue parte del territorio colombiano a los terroristas que han acabado con las riquezas de Colombia.

 

Vamos a marchar para que no se queden con las armas con las que han asesinado a los campesinos, a los heroicos soldados de la patria y a Colombia toda.

 

Vamos a marchar para que no vuelvan a hacernos conejo con el despeje de nuestro ejército para que los guerrilleros armados pudieran ocupar colegios de niños y arengar a los habitantes del corregimiento Conejo en la Guajira.

 

Vamos a marchar para que los guerrilleros que han secuestrado y asesinado colombianos de bien, no puedan llegar al Congreso sin someterse a unas elecciones libres.

 

Vamos a marchar para que la guerrilla no siga secuestrando niños para alinearlos en sus filas y para violar niñas.

 

Vamos a marchar para que sean los guerrilleros, que han llenado el territorio colombiano de minas antipersonal, los que desminen el país.

 

Vamos a marchar para que quienes llenaron los campos de cultivos ilícitos hagan la erradicación manual y que se reanuden las fumigaciones que fueron tan efectivas.

 

Vamos a marchar para que nuestro glorioso ejército pueda volver a actuar contra los grupos terroristas en cumplimiento de su juramento.

 

Vamos a marchar para volver a fortalecer nuestras Fuerzas Militares y de Policía para la consecución de una paz verdadera.

 

Vamos a marchar para que por fin se recupere el buen nombre y prestigio que han perdido nuestras instituciones democráticas.

 

Vamos a marchar para que no se sigan comprando conciencias con la costosa mermelada mientras en La Guajira se mueren los niños de hambre.

 

Vamos a marchar para que se recupere Ecopetrol y se cuente qué pasó en Reficar y quiénes deben responder por esos hechos.

 

Vamos a marchar para que tengamos un gobierno veraz, creíble y no cambiante.

 

En fin, vamos a marchar por Colombia, por su recuperación, por la credibilidad en sus gobernantes, por una paz con justicia, por una paz sin impunidad, por una paz verdadera.

 

Y no digo más porque estoy siendo juzgado en el gobierno de un periodista por un delito de opinión .